Se produjo un error en este gadget.

29.5.05

Sin Salida

No hay palabras para descubrirnos,
aunando en mí ser no hay claridez.

Abro mí pecho para encontrarme,
más la extrañeza me llena los tejidos.

Contraigo mis sentidos,
por encontrar mis pensamientos
derrumbados,
yacen en mí vida muerta las
palabras que un día construí.

No hay comentarios.: