Se produjo un error en este gadget.

8.12.08

... Y


... y vi de un golpe al entrar, tus cosas nuevas, lo amurallado de tu patio, reconocí tus plantas, y la bocanada de humo que despedía tu boca...



... y no te abracé ni besé, y se me quedaron en mis ojos todas las palabras en silencio mientras veía tus manos, y me hacías cuentos y yo sonreía, y te veía de reojo pensando en que no me verías...



... y reconocí la banca donde solía sentarme contigo, y no sabía si dar un paso hacia ella o seguir de pie estoicamente...



... y no recuerdo, ahora, si te vi directo a los ojos, o si esquivé la mirada y la dejaba perdida sobre tu pelo, sobre tu boca...



... y me fui tan rápido como llegué, como una estela de viento, como el otoño que se va alejando, y me fui con tu cara grabada en mi mente, añorando recorrer ligeramente mis labios por tu cuello, y entrelazar tu mano con la mía...



... y te he soñado mientras duermo, y te he traído conmigo este tiempo, y aún ahora me doy cuenta que me faltan las palabras, y aún ahora no sé por qué ya no 'somos' lo que nunca fuimos...

27.11.08

Tormenta


La soledad levanta una tormenta enfurecida.

12.11.08

Somos Lo Que Somos


Somos lo que somos
en la noche estrellada
o cuando despierta el día.

Enredada en tu cuerpo
soy lo que soy
amante de tu línea férrea
y de tus pies que pisan fuerte.

Encumbrada en tu beso
soy lo que soy
desenvainada de deseo
me descubro mujer de tu vuelo.

Somos lo que somos
con mismas caricias
y besos.

Te quiero así
siendo quien soy
asoleada a tu nombre,
trémula a tu mirar,
regocijada por la espera,
quebrantable cuando te vas.

4.11.08

Naufragio


Perdida en el mar del deseo de tu boca

navegué enloquecida por tu vientre,

naufragué violentada por los

resquicios de tu cuerpo,

donde encrispado cual océano huracanado

me llevaste a la cúspide oleando una y otra vez.

15.10.08

Declaración


2do. LUGAR DEL 7mo. CERTAMEN REGIONAL DE MINICUENTOS


CRIPIL NORESTE 2008



... y ahí estábamos, con un día que ya fenecía le propuse ser mi novio. Él con sus ojos tan grandes y azules sólo me miraba quieto, después de unos minutos únicamente acertó a decir: Miau.

9.10.08

Salvación


Pronuncio tu nombre,

salvamento de mi

cuerpo.

24.9.08

Un Te Quiero Callado


El mar se ha vuelto lluvia
y se ha desgranado pasando
por el día
y voy recordando al ver la cortina
de lluvia intensa
que anoche fuiste para mi,
que tus manos fueron
gacelas corriendo por mi cuerpo,
que tus besos como fuego se fueron
fundiendo al recorrerme,
que tus gemidos fueron
como si gritaras mi nombre,
que la luz de tu habitación
fue el reflector para admirar
tus ojos que se poseían sobre los míos
a veces calmos a veces salvajes.
Y tras sentir toda esa marejada de
sensaciones al unísono,
tras sentir la humedad de
nuestros sexos,
de nuestra piel que exhalaba
nuestro deseo,
de nuestras bocas
que nos comían a bocanadas,
de las llamas intensas que nos quemaban,
quise gritarte
Te Quiero
por primera vez,
pero acalle la voz
contra tu cuello y te besé
una y mil veces
y en cada beso iba un
Te Quiero impaciente,
un Te Quiero silente.
Perdona si no lo dije,
perdona si lo poso ahora en mis labios,
perdona que haya recordado
que tus manos fueron
gacela sobre mi cuerpo,
perdona si eres lluvia fresca,
recuerdo nuevo,
ilusiones que despiertan,
otoño que apenas me abraza.



9.9.08

Un Mismo Amanecer


Hoy te escuché despertar,
alcanzó el alba a tus ojos
semicerrados y
a bocanadas entró por tu boca
el nuevo día.


Desesperaste entre los pliegues
de la sábana queriendo ahuyentar
los primeros minutos
que despacito y quedamente te
decían: ya es hora.


Entre quejiditos perezosos
te vi amanecer y disfrutarte
con los primeros rayos
de mi día que también despertaba.

Perdona Si Te Miro Insistente


Perdona si te miro insistente,
si bajo de repente la mirada
y luego te busco nuevamente,
es que quiero grabarte palmo
a palmo en mi mente
y que tu imagen sea mi refugio
cuando estés ausente.

Perdona si mi mirada persigue
el movimiento de tu boca,
y si sueño con delinear tus labios
con mi dedos,
perdona si cuento los lunares
o si apenas descubro
el hoyuelo que hacen tus sonrisas.

Perdona si me abstraigo al verte,
no quiero ofenderte con mi mirada
que vaga en ti insistente,
sólo quiero guardarte celosamente
como una pintura mia,
recurrir a tu recuerdo
cuando duermo placidamente
o cuando tal vez camine como un
total errante.
Perdona si te miro insistente.

27.8.08


Cántame en los labios,
el verbo de la entrega,
sutil encuentro de cuerpos
anochecidos.

Apareces de pronto revoloteando
ante mi puerta,
cristalino tu reflejo
y bailoteas en notas de música,
nada te turba,
ni la hechizante luna que asoma,
ni el rayo que centellea
en lo alto.

Adormecido quedas con tus alas
desplegadas de par en par,
tranquilo duermes y apenas
te despeina la leve brisa que
sale de mi aliento.

13.8.08

Felicidades Donde Quiera Que Estés

No te he olvidado, te evoco cada día, y tiendo a buscarte por el camino donde nos encontrábamos, a cualquier hora trato de encontrarte sin respuesta alguna.

Te evoco hoy, esta noche en que no hay luna, y que una pertinaz lluvia me acompaña al otro lado de la ventana, donde el resuello del agua que va corriendo deja una estela de espejo, trayéndome la nostalgia de no ver tu reflejo en ella.


Me ha dejado tu ausencia un hueco en el corazón, a cada paso que doy siento que me haces falta, siempre algo me recuerda a ti, cuando escucho las mismas palabras que usabas en otros labios y también porque esos árboles que te comenté algunas veces, siguen incansables danzando con el viento, meciendo tu nombre una y otra vez, los veo y creo verte a través de sus hojas.

Y así, en esta evocación de un sueño que tuvimos, te pienso, y me refugio en lo vivido, en que será tu cumpleaños, y no sé dónde estás... si ya has partido, sé que estarás en un lugar mucho mejor y más bello que este... espero también algún día poder verte allá, compartir el tiempo que no tuvimos, dejarte mis palabras al oído, mis poemas que hilvané para ti y darte todos los abrazos, besos que no te entregué aquí.

¡Hasta Pronto!

TA,

12.8.08

Eco


No hay eco a mis palabras, salen ellas disparadas y chocan ante una verdad silenciosa, calcitrante, que siempre está viva y palpitante. Y mis palabras siguen fluyendo como ríos caudalosos, buscando humedecer, remover las paredes que se han recubierto de peñascos sólidos e inquebrantables, amasaje que ha hecho el tiempo inexorable.


Tu eco se ha quedado enmedio de esas fortificadas paredes, impenetrables escudos que no se atreven a agrietarse, que temen dejar entrar el viento fresco que trae consigo la palabra, déjalas que hagan remolino dentro y salga por fin el eco de tu voz.

11.8.08

Sello a los Labios


Sello a los labios
su palpitar envolvente
y el carmín que colorea
el beso que duerme
bajo sábanas blancas
que rozan y buscan
tímidos encuentros.
Sello a los labios
a que sean esclavos
de no decir palabra alguna
y que oscurezca en sus orillas
el amor incipiente que
haces que se cuele en mis adentros.
Sello a los labios
de mecerlos en la tersura
de tu cuerpo,
de sentir el gozo que despierta
por el aroma de tu piel.
Sello a los labios
a la travesía de recorrerte
palmo a palmo,
de refugiar mi boca en tu cálido
beso que me lleva a lugares distintos
y nuevos.
Los sello y los llevo a dormir
tal vez en otro tiempo vuelvan a latir.

31.7.08

Al Amanecer


Te vi dormir con tus brazos manteniéndome abrazada, hasta que al paso de los minutos los fui sintiendo ya sin fuerza, dormías ya profundamente.

Yo cerraba mis ojos y te escuchaba, no quería ni moverme para no despertarte, con el insomnio acostado al otro lado de mí, pensaba en ti.

El reloj inquieto no dejaba de marcar sus segundos, sus minutos, sus horas. Era su única luz roja la que avisaba que el tiempo seguía fuera de esas cuatro paredes, allá afuera se tejían las vidas, seguían andando los amores pasados, los fantasmas, los miedos que nos acechan, los amores plátonicos que jamás luchan ni cruzan el otro lado de la calle y también ahí dentro, pernoctaba, tal vez, un romance nuevo.

Y así, pasaron pocas horas, y ese mismo reloj nos anunció que la hora del adiós había llegado, yo me mantenía aún sin moverme, cuando de pronto unos cálidos labios dieron un Buenos Días en mi espalda, un beso tierno que recorrío cual escalofrío todo mi ser.
Buenos Días gritó mi cuerpo al amanecer, y te dije: sólo contigo despertó mi ser de un largo letargo; caricias envolvieron aquella mañana que, también, perezosamente despertaba.


Soledad


No tengo nada, sólo el insomnio que se aparca
al lado de mi cama y me hace compañía.

22.7.08

Se Oferta un Amor


Se oferta una noche apasionada,
una noche llena de deseos,
una noche sin final.

Se ofertan unos besos que no quiso otra boca,
y unas manos tibias que se enfriaron
al no sentir el cuerpo que anhelaban.


Se ofertan unas sábanas blancas aún sin estrenar,
unas caricias que ansían recorrer caminos iluminados
como si fueran estrellas atracadas en
altamar.

Se oferta un cuerpo tan pleno y basto como el cielo,
una mirada fulgurante que desea alumbrar otro
rostro, aunque esté menguante.

Se oferta un amor vacío con nuevas ganas de vibrar,
unas palabras al oído para quien las quiera
escuchar.

Se oferta una poesía que se hilvana
como si fuera una trenza de mi cabellera,
un verso que recrea los bosquejos de mis labios
y un canto abierto a todos mis sueños.



21.7.08

Háblame


Aguarda tus palabras,
aguarda tus recuerdos escondidos,
tus ilusiones y añoranzas
y háblame ahora que todo está en silencio,
que también las aves pernoctan y se acallaron
todos los susurros.

Háblame del ritmo que lleva tu corazón ahora,
de aquella noche tibia donde por primera vez
acariciaste mi cuerpo.

Háblame de los instantes donde estas sin mi
y, tal vez inesperadamente el velo de mi
perfume atravezó tu mente.

Háblame de los colores que viste al recorrer
las calles de siempre y si viste alguno que
te recordó a mis ojos, a mi piel.

No duermas, la noche es larga, Patricio duerme
y el viento está en calma.

Háblame...

17.7.08

En el Umbral


... y el umbral de tu puerta fue el testigo silencioso del grito de tu boca.

"Dame un beso", dijiste tras mis pasos y como eco escuché tus palabras:

"dame un beso"...


Regresé, y deposité sobre tu mejilla, el beso que aguardabas en los labios.

Por tu Cumpleaños


Querida Claudia,



"Teach me the way to be humble and good/
To be quiet when I should to be great".

PSAPP, album Upstairs





Yo he admirado en silencio
como es que ella se pasea
entre el mar y el cielo.

He sentido como aprecia
los pequeños detalles,
desde una sonrisa hasta una
enorme vista.

Me he emocionado con sus
relatos, con sus aventuras
y sus arrebatos justicieros.

Yo no sé que otras tierras pise,
pero sé que sus próximos viajes la
llevarán por senderos luminosos,
donde encuentre una mano conocida
o un abrazo amistoso.

He aprendido, como dice mi cita,
a que se debe ser humilde,
y generoso, y que lo demás viene
por añadidura, caso concreto
la hermosa Cuentera y sus
bellas aventuras.

No es tarde, creo yo,
para desear otra vez felicidades,
para decirle que disfruté nuestro
viaje a Alhambra, que me encanta
su niña y que la espero por acá,
tal vez, un día.

Felicidades Cara,
perdona la tardanza,
te mando un beso lleno de bonanza
y un abrazo con venturanza.

20.6.08


DO
scientas veces pensé que me habías perdonado, sin embargo, tarde me di cuenta que me harías cuatrocientos reproches.

RE

proches que ahora llevo guardados bajo mi piel, sobre mi mente que me los vuelve a echar en cara.

MI
llanto al recordar el pasado hace surcos profundos en mis sentimientos y ya no sé cómo es que llegamos a este punto de distanciamiento.

FA
cilmente podría dar vuelta a la página, amurallarme para que ya lo nuestro no me importe, pero sería como negar nuestra propia existencia y lo que un día fue.

SOL
edades son las que hemos sentido desde hace ya un tiempo, tiempo que dejamos pasar y pretender que se borrarían por si solas, sin embargo...

LA
presencia de ellas fueron fuego que nos consumió poco a poco y acabaron con el amor aquel que fue incipiente y más tarde tan profundo como el mar.

SI
los reproches laceran.
Si, el perdón no es fácil de otorgar.
Si, las lágrimas y soledades marcan el alma.
Si, las personas amadas dejan de ser, de existir.

13.6.08

Beso


El beso aquel que no mencionaste
se quedo agazapado,
trémulo esperaba detrás de la cortina
de humo, donde tus ojos
vivaces se mecían con la música y
tu mente hacía carcajadas de palabras
para evitar pensar en él.

Y ahí, olvidado, agazapándose
junto con la noche, fue muriendo
poco a poco.

30.5.08

El Hacedor de Nieve

Hola,
El martes que pasó tuve un ligero accidente con mi zapatilla (recuerden que soy la princesa regiomontana, jajaj, por aquello del cuento de la bella durmiente) y perdí la tapita de mi tacón.
Al salir de la oficina y hacer múltiples actividades extra-laborales, procedí en mi carruaje (llámese en palabras silvestres auto) a ir con el fino caballero zapatero a que reparara mi zapatilla tan especial.
Esperando ahí, llegó un Señor vestido todo de mezclilla, botas y sombrero, le daba un aire a nuestro Presidente Vicente Fox (digo Presidente aún, porque el Señor -no Dios, sino Fox- se sigue llamando así), y empezaron mi fino caballero zapatero y esta persona a charlar, entre otras cosas que si traía nieve, que cómo le fue, etc.Yo que tengo calcado eso de meterse donde no me llaman algunas veces, me involucré en la plática y empecé a cuestionarlo sobre la nieve, lo cual el fino caballero Hacedor de Nieve se dispuso a contarme como era que la hacía.Este fino caballero, me expuso toda la mecánica y para sorpresa mía, me empezó a decir que leyó hace no sè cuantos siglos (ja) un libro donde decía la historia de este tipo de nieve; así que atentos, tanto mi fino zapatero que seguía en la labor de ponerle la tapita a mi hermosa zapatilla, como yo, sentada ahí esperando en un fino (?) y maravilloso trono (llámese en palabras conocidas: mecedora) lo escuchábamos absortos y sonriendo. Nos contó de estos Reyes de la lejana Polonia y de cómo el Rey, a instancias de su antojada Reina, creó la nieve.Yo sorprendida lo veía, sonreía y pensaba en este señor tan sencillo, de apariencia presidencial, limpio, botas y manos fuertes, de todo el secreto que guardaba y si, me sorprendí al saber que él lo había leído en un libro, esto porque sabemos que poca gente lee.Así pues, él terminó de contarnos, mi zapatilla quedó como nueva y entre risas y adioses, le dije, yo, a este Hacedor de Nieve que esperaba verlo en otra ocasión para comprarle un vasito de nieve (cuando llegó ahí ya no traía y sólo nos dejo antojados), él me recomendó la de melón, pero yo fuerte en mis convicciones, le dije que prefería la de limón (ja).Así partí, llevándome mi zapatilla, una historia conmigo y pensando en hacer un cuentito que les dejo a continuación, que no sé si está tan grandioso o no, pero lo que si es que me ha dejado un buen sabor de boca como me pudo haber dejado la nieve de limón. Cariños desde este lado del palacio Regiomontano,







Se le veía pasar de tarde en tarde, en su triciclo y con su campanita llamaba a todos los niños a comprarle nieve, los niños efusivos le pedían de limón o de melón y el Hacedor de Nieve siempre sonriendo les decía: ¡calma, calma que hay para todos!.

Y así, el Hacedor de Nieve despachaba alegremente entre el bullicio pueril.

Una tarde de tantas, sentó a los niños en la banqueta y él sentado en su triciclo multicolor, les empezó a contar como fue que existió la nieve de limón.

Todos atentos y saboreando la nieve, lo veían casi sin parpadear y él con su tono de voz cariñoso seguía diciendo:

"Existía en la lejana Polonia hace cientos y cientos de años unos Reyes, era un gran palacio donde vivían, los jardínes eran extensos y estaban siempre llenísimos de flores, también había algunos pavorreales, perros, gansos y patos.

Habiendo transcurrido un par de años, ya la Reina se encontraba esperando a su
primogénito; una buena tarde le dijo a su Rey que tenía mucho calor y que deseaba algo frío y de sabor.

El Rey le dijo a su Reina: 'mi Reina, yo te prepararé el mejor postre con el que jamás hayas soñado' y apenas terminó de decir esto, cuando el Rey ya estaba enviando a sus lacayos por hielo, azúcar, agua, limones, leche y sal, aún no sabía bien a bien lo que haría, pero fue como una visión lo que le hizo decir aquello.

Paso más de un día tratando de hallar la fórmula perfecta, al cabo dio con azucarar el agua, echarle leche y limones, batir y batir, picar el hielo finamente y luego entre capa y capa ir depositando sal, mover y mover hasta agotarse, para que se mezclara bien y no se pegara.

El pobre Rey ya ni dormir o comer quería por complacer a su Reina se le iban los días.

Muchas horas después, alcanzó a la Reina presuroso, quien paseaba junto a sus perros por el enorme jardín y llamándola eufórico le dijo:

'Mi Reina, he aquí el mejor postre con el que jamás hayas soñado'.

La Reina al probarlo se puso feliz y decía: 'que exquisito sabor, gracias mi Amor'.

Así nació, dijo el Hacedor de Nieve a los niños, la nieve de limón, y nos llegó a nosotros por gente que vino de la lejana Polonia para endulzarnos la boca y el corazón.

Los niños felices reían y él Hacedor de Nieve les dijo: ¿Quieren más?

Y así todos los niños contentos, rieron y bailaron con el cuento".

Y colorín colorado este cuento se ha acabado.

27.5.08

Llévame


Llévame dentro de la luz de tus ojos,
por tú cara de sol,
igual que con la suavidad de tus manos, llévame.

Llévame, al escondite que guarda tu vientre,
el estallido que está aún silente y que despierta
de a poco, llévame.

Temprano al alba, llévame,
al atardecer guárdame.






9.4.08

A Lucía

Mas que una Amiga, una Hermana
I Carry your Heart

I carry your heart with me
(I carry it in my heart)
I'm never without it
(anywhere I go you go, My Dear; and whatever is done by only me is your doing, My Darling)
I fear not fate
(for you are my fate, my sweet)
I want no world
(for beautiful you are my world, my true).
And it's you are whatever a moon has always meant a
and whatever a sun will always sing is you.
Here is the deepest secret nobody knows
(here is the root of the root and the bud of the bud and the sky of the sky of a tree called life;
which grows higher than soul can hope or mind can hide)
and this is the wonder that's keeping the stars apart,
I carry your heart
(I carry it in my heart)

E.E. Cummins


Llevo tu corazón prendido al mío My Dearest,
a través del tiempo he sabido que nuestra
amistad se ha mantenido ligada,
a pesar de las borrascas,
a pesar de los malos entendidos.


Llevo tu corazón prendido al mío My Dearest,
y cualquier dolor tuyo lo hago mío,
porque me puede en el alma,
porque quisiera quitarte todas las piedras del camino.


Llevo tu corazón prendido al mío My Dearest,
porque los años transcurridos me han enseñado a madurar
y saber que la Amistad que forjamos hace tanto
era una verdad.


Llevo tu corazón prendido al mío My Dearest,
porque hemos compartido la alegría del nacimiento de tus hijos
y porque los quiero como si fueran míos.


Llevo tu corazón prendido al mío My Dearest,
porque los años fuera de ti me hicieron valorarte aún más,
porque tu ausencia fue inmensa y porque te necesite cada día.


Llevo tu corazón prendido al mío My Dearest,
y brindo por recontrarte,
por seguir como antes por el mismo camino
y porque llevo tu corazón,
siempre, prendido al mío.


Te Adoro Mi Persona.
Ilustración de July Macuada

19.3.08

Tres Velas


Tres velas y él aquí, somnoliento, a mi lado.

El tic-tac no responde a la premura del tiempo que arrasa en otros conteos.

El viento se ata y desata entre árboles y casas, ruge al paso su cola presurosa y él, duerme, a mi lado, duerme con actitud pueril.

Decantado a la noche que observa melosa el correr del viento y el tic-tac que se detuvo ya a capturar este momento de velas y de ensueños.

10.3.08

Las Alas de la Paloma


Las alas de la paloma en duermevela vigilan bajo el azul celeste,
contrapared aguardan un tiempo nuevo,
la luz nueva que ilumine el camino derruido.






6.3.08

Dos Gotas


Dos gotas casi iguales
indescifrables en su sentir,
separadas por artilugios
que no llegaron a su fin.

Tempestad a bocanadas.

15.2.08

La Aventurita de Wendy



Ayer ella tuvo que salir a dejar a su hijo al
kinder, en el trayecto a su camioneta
se reencontró con esa banqueta quebrada y
se zampó un buen golpe.

Ese día ella estrenaba ropa,
salió muy guapa de su casa sin pensar
que minutos más tarde rodaría por el
suelo, y esa ropa tan bonita se pondría
polvosa.

Aún así y después de lamentarse por
haberse golpeado, ella continuó su
camino, venía rauda y veloz para
llegar a su trabajo, donde otra vez,
claro, se toparía con la otra mujer
más guapa que existe en ella,
Sandra se llama, la mujer flaca,
que tiene un gato y parece que
vive en la luna, la que lee y escribe
como si fuera una loca.


A ella llegó diciéndole Wendy:
¿Adivina qué me pasó?
de muro a muro le habló.
Sandra que desayunaba,
le contestó:
¡te caíste!
Wendy se atacó de risa
y sólo recalcó:
¡Si!
y luego le contó
cómo fue que pasó.

Y así entre risas matutinas
empezó la aventura
y de cómo fue que tropezó,
el día se llenó de alegría
y ambas rieron al ver
su pantalón llenito de
polvo.

El día siguió avanzando,
y ellas aún seguían
recordando de cómo fue
que sucedió que esa mañana Wendy
se cayó.

Y así el 14 de febrero ambas
disfrutaron,
entre regalos,
risas y tropiezos,
amistad y buenos deseos.



-Ilustraciones Mónica Carretero-

Has Sido Tú


Necesito redescubrir el amor
redescubrir que me llevó a amarte,
redescubrir si el brillo aquel que engalanó
tu mirada sigue ahí y alumbra aún mi
paso.

Necesito redescubrir el sabor
de tu boca,
degustarlo de a poco y saborear
el contorno de tus labios,
redescubrir si ellos aún me hacen
vibrar.

Necesito redescubrir tu piel,
acariciar poco a poco
tu contorno,
redescubrir si aún pasa
aquella misma electricidad
que me hacia quebrantar.

Necesito redescubrir el gozo
por tenerte,
redescubrir cada letra que lleva
tu nombre y si éste caminar juntos
me sigue llevando celosamente
hasta el canto de tu puerta.

Redescubrirte entre mis brazos
poco a poco,
ser uno hasta que ya no tenga
duda de que tu eres el amor
descubierto desde hace mucho
tiempo.

24.1.08

Poco


Que poco dura el amor después de los años compartidos sólo nos queda la nada, la insatisfacción que se desplaza sobre mi cama. Tu respiración que era mi arrullo, se ha convertido en los soplos de un viento viejo que me arrastra a un abismo donde la oscuridad llena mis adentros.
El amor se desvanece en nuestros abismos insuperables y caóticos, en las indecisiones de tu mirada que se pliega a mí como la guía de mis noches.




23.1.08

Tu Nombre


Se ha quedado el campo en silencio, los caballos han dejado de pastar y las vacas amamantan timidamente a sus críos, la hoz ha quedado junto al gallinero donde las aves pernoctan una vez más.

Camino por el campo con mis manos rozando el sembradío, la noche hace presa al ambiente.

No se escuchan risas de niños, y las voces de los padres están acalladas, se altera el panorama apenas con el crujir bajo mis pies.

La cigarra ha callado, como ha callado el viento. Las copas de los árboles ni el sembradío, ni mi pelo que tantas veces bailaron con el vaivén del viento se mueven... ahora están inmóviles, ya no danzan meciendo tu nombre.

Te recuerdo al caminar silentemente bajo un ramo de estrellas, donde tu nombre ya no repica más, donde tu nombre está guarecido en otro rincón, donde tu nombre está en paz.

10.1.08

Un beso


Un beso quedará anidando en mi boca
esperando tu regreso.